RESPETO AL

MEDIO AMBIENTE

ENERGÍAS LIMPIAS:

En YECLASA disponemos de una planta fotovoltaica propia, que nos proporciona parte de la energía eléctrica que consumimos en nuestras instalaciones. Apostamos por las energías renovables. 

MATERIALES RECICLADOS:

YECLASA, apuesta por una visión ecológica del mundo, en la cual la única vía para la disminución de residuos es el reciclaje de los mismos. Nuestras políticas de empresa van encaminadas a reciclar los residuos, tanto del vidrio como de otros materiales, de manera que puedan ser reutilizados en otros materiales y productos. Apostamos por sistemas sostenibles para el medio ambiente.

 

En una visión ecológica del mundo, el reciclaje es la única medida en el objetivo de la disminución de residuos.

Tanto el término como sus actividades se han vuelto de dominio público y se aplicarán en

muchas áreas productivas, económicas, sociales e incluso políticas y humanas. Por eso YECLASA, siendo consciente de ello ha optado por el consumo de dichos materiales para un mayor sostenimiento del medio ambiente. 

 

COMPONENTES NO CONTAMINANTES:

Nuestros vidrios opacificados están tratados con pinturas al agua, lo que garantiza un proceso con elementos no agresivos con el medio ambiente como disolventes, pigmentos u otros compuestos químicos. 

REUTILIZACIÓN DEL AGUA:

Durante todo el proceso productivo de manipulación del vidrio es necesaria la utilización de abundante cantidad de agua, que actúa como refrigerante para las máquinas; toda esta ingente cantidad de agua, con más de 250.000 litros a la hora, es continuamente reutilizada en el proceso, gracias a su paso por una gran depuradora que de manera constante filtra todo este caudal de agua, asegurando un uso optimizado de este preciado recurso natural. 

RESIDUOS CONTROLADOS:

Todos los residuos que genera YECLASA son tratados por agentes autorizados, lo que conlleva una manipulación responsable de los residuos, asegurando el respeto total con el medio ambiente. Gran parte de estos residuos generados son puestos en valor y devueltos al mercado para ser reutilizados en otros sectores del mundo del vidrio, consiguiendo con ello una gestión óptima.